La pandemia, los paseos y la piel

Estos últimos meses andar por nuestra ciudad y nuestros pueblos ha sido de las pocas actividades permitidas al alcance de cualquiera. La pandemia ha reducido nuestra movilidad y, en diferentes momentos, pasear ha sido el entretenimiento principal para mucha gente. A falta de planes alternativos, buenos son los paseos. Por eso hemos pensado en crear este post. Este texto es un elemento de primera necesidad porque pasear por la calle es saludable pero hay varios factores de los que hay que protegerse. ¿Quieres saber cuáles son? Sigue leyendo: la pandemia, los paseos y la piel.

Pasear es 100% saludable

No hay duda de que el simple hecho de levantarse del sofá y moverse ya es una acción que a nuestro cuerpo le va a venir fenomenal. Pero concretamente realizar paseos diarios tiene ligado varios beneficios concretos:

  • Una actividad infalible para dormir mejor. Andar ayuda a producir serotonina y una de sus funciones es la creación de melatonina, una hormona que regula los ciclos de sueño. Además, la serotonina también interfiere en el control del estrés y la temperatura corporal.
  • Andar mejora el humor. ¿Por qué? Por esa misma sustancia del punto anterior. A la serotonina también le llaman el químico de la felicidad.
  • Caminar es bueno para prevenir enfermedades cardiovasculares. Andar mejora la circulación y aumenta la esperanza de vida de las personas.
  • Andar te hace perder peso. ¿Obvio? Pues sí, pero hay que ponerse a ello. Andar es un ejercicio aeróbico que es sencillo de realizar, apenas supone un riesgo de lesión y tiene un gasto calórico regular.
  • Aumenta los niveles de vitamina D. Este aumento no es por el hecho de andar, sino por el hecho de hacerlo al aire libre y más durante un día soleado.

Los paseos en pandemia

     Como hemos dicho al principio, pasear en pandemia se ha convertido en la actividad más utilizada. Lo podemos hacer en cualquier sitio, al aire libre y sin peligro de contagio. Lo podemos hacer solas o acompañadas de una buena charla.  Basta con tener ganas, ponerse un calzado cómodo y salir a la calle. Sin embargo, tenemos que estar en alerta para que todo vaya bien. Evitemos todos los riesgos que tiene el caminar por la ciudad para nuestra piel. Caminar está bien pero si lo hacemos aún más saludable, mejor.

  • Polución. Según la Academia Española de Dermatología y Venereologíala contaminación triplica los eczemas. Entre el 10 y el 20% de la población en los países industrializados padece eczemas; en las últimas décadas estos han aumentado entre 2 y 3 veces y suponen entre el 15-25% del motivo de consulta en Dermatología. Este riesgo, por supuesto, aumenta considerablemente cuanto más tiempo pasemos en la calle. Por eso, es imprescindible un cuidado especial de nuestra piel. ¿Cómo? Muy sencillo. Aumenta la limpieza de la piel cuando realices tus paseos. Basta con usar una crema limpiadora natural. De vez en cuando realiza una limpieza más intensa con una buena mascarilla y, sobre todo, utiliza productos de cosmética natural que nutran e hidraten tu piel.
  • Viento frío. Sobre todo las pieles más sensibles pueden sufrir la tirantez que provoca el viento frío del invierno en la piel de nuestra cara. En este sentido es importante el antes de ir a andar y el después. Una buena crema hidratante natural para antes del paseo como forma de protección. También un buen sérum nutritivo con ingredientes naturales calmantes para después solucionar todos los problemas. Andar en invierno tampoco tiene que ser un problema. Tenemos más información en nuestro blog. Aquí os dejamos la rutina definitiva de Terai para proteger la piel del frío y para las que empezáis en esto, una rutina express.
  • Rayos de sol. Como hemos dicho antes, andar es muy bueno porque es una buena forma de aumentar los niveles de vitamina D gracias a los rayos de sol que recogemos. Pues bien, de nada sirve esto sin un buen protector solar. No os preocupéis. El protector solar va a permitir igualmente la recepción de esa vitamina D y va a hacer que los paseos al sol sean aún más saludables. Para conocer más datos sobre los solares podéis pinchar en este post de Terai Cosmética.

Dicho todo lo anterior, no dejéis nunca de andar. Os deseamos los mejores paseos posibles. Es una bonita forma de conocer nuestras ciudades y nuestros pueblos. La pandemia, los paseos y la piel son un trío que va a estar unido mucho tiempo. Aprovechadlos, disfrutadlos y contadnos cómo y con quién son vuestros paseos.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *